¿Qué ventajas descubrí en las constelaciones online?

Por Marilú Krebs



Las constelaciones online han sido un descubrimiento y una experiencia sorprendente para mí. Nunca pensé que esto pudiera hacerse y menos aún que tuviera un efecto tan alentador. Por eso, hoy quiero compartir con ustedes cuáles han sido las ventajas que he encontrado en esta nueva modalidad.


En primer lugar, he observado que cuando el terapeuta y el consultante se reúnen desde sus propios entornos, -su casa, su lugar privado donde se sienten seguros y tranquilos-, podemos tener una gran conexión y disponibilidad. En ese encuentro, pareciera que la “pantalla” desapareciera y nos trasladáramos a un nuevo lugar, más íntimo, que integra tanto lo que trae el consultante desde su propio espacio, como lo que ofrece el terapeuta.


Ocurre, además, que en este nuevo lugar tenemos al consultante y/o los representantes tan cerca en las pantallas, que es posible observar con mucho mayor detalle sus gestos, sus reacciones, sus alivios, y aquí se produce un nivel de cercanía distinto, novedoso y, a mi parecer, muy enriquecedor.


Y hay algo más… Cuando estamos en el espacio protegido del propio hogar o lugar que el consultante escoge, hay algo que lo acompaña. Él o ella está en su medio, en su lugar de poder, en su entorno cercano, en un espacio que los mismos consultantes han creado, donde han puesto su energía. He observado que desde ese lugar hay una mayor apertura y autenticidad, e incluso a veces más que cuando tenemos encuentros presenciales, donde existen distractores o factores externos que facilitan que rápidamente nos salgamos de nuestro centro, y una tendencia a irse hacia afuera, a lo “adecuado”, a las formas sociales, que nos hace desconectarnos.


En cuanto a la cotidianidad, otra clara ventaja es la gran posibilidad que nos da este formato de no tener que desplazarnos, especialmente en las grandes ciudades, ocupando mucho tiempo y energía emocional para llegar, entre tacos y bocinas a nuestro destino. Todo ese tiempo y energía no gastada en transportarse, es una energía disponible para la propia sanación y para la conexión. Mencionar que las constelaciones online nos dan la oportunidad única de conectarnos con personas de cualquier lugar del mundo o de Chile, algo que hasta hace poco era impensado. Esto me produce mucha esperanza, saber que es posible para todos y todas, sin distinción, encontrarse y acogerse desde diversos y remotos lugares del planeta.


Finalmente, quisiera compartirles una ventaja a nivel personal. Debido a la pandemia, en el año 2020 me trasladé desde una casa en la capital, hacia el campo. Este fue un inmenso regalo, porque me permitió estar en constante conexión con la naturaleza y, por lo tanto, en conexión con lo esencial, con aquello que trasciende, con aquello que tiene sentido y es orgánico. Mi sensación, mirando hacia atrás, es que estando en la ciudad me era muy fácil perderme, desconectarme, y estando en la naturaleza me he sentido inmensamente agradecida con la vida. Y desde ese espacio, conectarme con otras personas que están haciendo una consulta o requiriendo una atención ha sido precioso, me siento mucho más disponible.




170 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo